MIS CINCO ABORTOS

Bueno ahora toca mi turno, la primera vez fue la peor, estaba de 9 semanas, y su corazón jamás llegó a latir. Me tuvieron que hacer un legrado, porque por mi misma no pude expulsarlo, ahora sé que eso se llama aborto diferido, aunque sinceramente da igual el nombre. Lo más doloroso físicamente fue el legrado, mejor dicho, la pastilla vaginal que me pusieron para dilatar antes del legrado. Fueron unos dolores espantosos, ni siquiera los de parto fueron tan fuertes. Además como jamás me habían operado de nada, antes del legrado estaba aterrada, porque creía que me iba a morir.
 
Recuerdo que cuando después del legrado me desperté en la habitación, mi primer pensamiento fue: “¡estoy viva!” Y el segundo “ya no está mi bebé”, mientras me tocaba la barriga. Y empecé a llorar primero porque mi lentejita ya no estaba y después por haberme puesto contenta al ver que no me había muerto. (La culpa siempre acechando). Pero si físicamente fue doloroso, anímicamente más, tanto, que a veces he llegado a pensar que nunca lo superaría. Pero no es cierto, superarlo lo he superado, olvidarlo nunca. Nunca olvidaré la felicidad tan intensa de saber que por fin estaba embarazada, lo contenta que estaba, no andaba, flotaba! Creía que la gente que me cruzaba por la calle, se daría cuenta de que estaba embarazada, lo contamos enseguida a todo el mundo, y luego fue de estar en una nube a bajar a los infiernos. 
 
El segundo aborto fue espontáneo y estaba de 6 semanas, lo mejor fue que esta vez no necesité legrado y como lo había pasado tan mal la primera vez, cuando me enteré de la noticia, la recibí con cautela y esa fue mi suerte, porque no lo pasé tan mal.
 
El tercer aborto, también fue espontáneo y estaba de 5 semanas, en realidad fue hacerme el test, darme positivo y 4 ó 5 días después perderlo. Esta vez no se lo contamos a nadie. Cuando se enteran de la noticia la gente te llama como es lógico para interesarse y a lo mejor en ese momento ni te apetece hablar con nadie, ni quieres hablar de ello.
 
Así que después de 3 abortos, nos empezaron a hacer pruebas a ver qué nos pasaba. Pero me volví a quedar embarazada y ni que decir tiene que cada vez que te enteras de que estás embarazada, lo que para tantas mujeres es motivo de alegría, para mi se trata de una tortura. Es una angustia continua, porque no sabes si esta vez irá bien o no, porque vas cada 2 x 3 al baño, para ver si manchas o no, porque analizas el papel al milímetro, buscando cualquier variedad de rojo, rosa, marrón que pueda parecer sangre, porque voy por la calle con mil ojos, para no tropezar y caerme (para luego no culparme), me alegro con cada náusea, porque cuantas más tenga mejor irá mi embarazo,…Pero aborté y otro aborto diferido, con legrado al canto! Esta vez no me pusieron pastilla para dilatar y por tanto no me dolió nada.
 
Como podréis imaginar cuando me quedé embarazada por quinta vez, lo último que hice fue alegrarme. Como estaba harta de hacerme test de embarazo, y para no obsesionarme (no demasiado) no me hice el test, y esta vez hice un trato conmigo misma: Carmen no estás de 5 semanas, sino que llevas 1 semana de retraso, no estás de 6 semanas, sino que tienes 2 semanas de retraso, no estás de 7 semanas, sino que,…y un día al regresar de una cena, al ir al baño, tenía las bragas teñidas de sangre, recuerdo que le dije a mi marido: “Ea, ya está, ya se ha acabado!” Nos fuimos corriendo de urgencias, porque aquello no era normal, era una hemorragia y no se cortaba. Jamás olvidaré aquella noche. Cuando llegué le dije a la señora del mostrador que estaba abortando (con una seguridad! Creo que se me notaba que no era la primera vez que pasaba por aquel trance) Y cuando el médico me estaba haciendo la ecografía, me dijo:-“Pues esto está todo bien”. Yo lo primero que pensé, era que no me iba a desangrar y que no necesitaría legrado, pero le pregunté: -¿Qué está bien el qué? Me miró, giró el ecógrafo y vi una pequeña cosa que parpadeaba muy rápido. Las lágrimas empezaron a caerse por mis mejillas mientras me decía el médico: “El feto está bien”. Mi marido y yo nos miramos incrédulos y de camino a casa no fuimos en coche, íbamos montados en una nube. Después de un primer trimestre en reposo, tuve un embarazo muy bueno y normal. Y un parto maravilloso, que ya contaré en otro momento. 
 
En cuanto al último aborto, el quinto ha sido hace 3 meses escasos. Esta vez venían 2, y cuando me enteré lo primero que dije fue (por los que se perdieron antes). Luego empecé a manchar y nos dijeron que uno se había parado, pero que el otro seguía, y de hecho llegó a latir su corazón, pero no pudo ser y al final me tuvieron que hacer un legrado. Esta vez sí que me pusieron una pastilla vaginal para dilatar pero esta vez no me dolió nada, unas molestias leves como cuando tienes la regla, pero ya está. Y por supuesto, no puedo compararlo con las otras veces. Esta vez, cuando volví a casa, tenía un premio esperándome: MI HIJO.
 
No os voy a decir, que no he llorado por mis gemelas (estaba convencida que iban a ser 2 niñas), por supuesto que las he llorado, pero mis brazos no están vacíos y mi hijo que es sabio y que tiene una sensibilidad especial, me dio los primeros abrazos de su vida durante aquellos días difíciles. 
 
Como dije al principio, esta entrada la he hecho primero por mi, porque necesitaba hacerlo, para terminar de sanar mis heridas. Pero sobre todo para ayudar a todas aquellas personas que han pasado por esto (iba a decir mujeres, pero sería bueno que los hombres también lo leyeran). Me gustaría ser de utilidad. Si tenéis cualquier pregunta no dudéis en hacerla, si queréis simplemente contarme vuestra experiencia, aquí estaré para escucharos.
 
Un beso enorme y mucho ánimo!

34 comentarios:

  1. Carmen, sigues haciéndome llorar...
    La verdad es que ha tenido que ser durísimo para los dos, pero como muy bien dices, con tu hijo esperándote y dándote calorcito al corazón, este último trance ha tenido que ser algo más llevadero.
    Muchos besitos.

    ResponderEliminar
  2. Mi intención no es hacer llorar a nadie, pero seríamos de piedra si no nos conmovieran ciertas cosas. En estos casos a los papás les toca hacerse los duros, porque nosotras necesitamos que ellos sean como una roca, para poder aferrarnos a ellos y que no nos arrastre la corriente. Como no lo he dicho antes lo digo ahora: Gracias Juanma por ser mi roca, sin ti no hubiera podido seguir, lo sabes no?
    Mil besos Susana.

    ResponderEliminar
  3. Está clarísimo que, a pesar de la edad, siempre tiene uno algo nuevo que descubrir o aprender. En este caso, ha sido esa habilidad especial y sensibilidad para comunicar tanta carga materno-emocional acumulada, añadido a esa faceta polivalente y habilidosa de mi sobrina Carmen.
    Un besazo muy fuerte para ella, para ese precioso Manolito, y por supuesto, para mi sobrinazo Juanma. ¡¡Deseo que séais muy felices!!
    Fernando

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Tío Fernando! Me has sorprendido y emocionado con tanto halago! Muchos besos de parte de todos.

      Eliminar
  4. Carmen cariño lo que hay que pasar y luchar para conseguir ese hijo, sabes que a nosotros tambien nos esta costando pero no perdemos las esperanzas.Ademas estoy convencida que cuando la cigueña pase por Madrid a dejar en nuestra casa un tesoro partira inmediatamente a Fuenguirola para darle un,una,dos... hermanit@ a nuestro chicho terremoto que ademas cada dia es mas guapo.

    VICKY

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, a algunas personas nos cuesta mucho traer un hijo al mundo. Pero no pierdas la esperanza, sé que es difícil, pero cuando menos te lo esperes tendrás un Tesoro entre tus brazos. Un beso muy grande y mucho ánimo!

      Eliminar
  5. He entrado por curiosidad y tengo lágrimas en los ojos. Yo pasé p1 y es muy muy duro.... en el segundo embarazo tb tuve q hacer reposo 3 meses y ahora tengo 2 niñas, ya no me acuerdo casi nunca del primer embarazo. Haber pasado por 5 tiene será horrible, pero como bien dices, ahora tienes un niño q seguro que es lo mejor del mundo y lo compensa todo.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que si compensa? Mil veces más pasaría por ello, para poder tener al Tesoro más grande del mundo. Un beso muy grande Marta.

      Eliminar
  6. Gracias Susana! Es duro y no es fácil, pero esta experiencia me ha hecho ser más fuerte de lo que pensaba que era, y me ha dado la oportunidad de disfrutar como nadie de la maravillosa experiencia de ser mamá. Cuando nos cuesta trabajo conseguir nuestros sueños, los valoramos en su justa medida. Un beso y gracias por leerme!

    ResponderEliminar
  7. Hola Carmen: Gracias acabo de ver tu comentario en mi blog y enseguida he querido visitar el tuyo. Me acabas de dejar helada, chiquilla, todas tenemos alguna experiencia de este tipo, pero tántas? Lo que tú dices, el mejor premio: tu hijo. Algunas ni siquiera tienen eso.
    Un abrazo y estaremos en contacto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Águeda! Pero no pierdo la esperanza de traer otro tesoro al mundo y si encima fuera una niña...lo peor sería que no sabría por cuál de tus tocados decantarme! jajaja Un beso y gracias por leerme!

      Eliminar
  8. Hola Carmen
    Vaya experiencia, me has dejado emocionada.
    Yo soy de las muy afortunadas de que mis dos embarazos han sido muy normales y llegaron a buen termino. Tengo dos premios ya un poquito mayores.
    A partir de ahora cuentas con una seguidora mas y con un apoyo mas para lo que necesites.
    Un beso muy fuerte.
    PIlar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Pilar, desde luego que eres una afortunada! Muchas gracias por tu comentario. Y me alegra de que te hagas seguidora, gracias a ti estoy haciendo unos cambios en mi blog que en unos días contaré. Así que estate atenta porque saldrás en mi próxima entrada. Un beso

      Eliminar
  9. Hola Carmen,
    tu historia me ha dejado muy emocionada, por lo que no me podía irme de este blog sin dejarte una firma a pesar de ser muy joven y no haber estado embarazada.
    Estoy de acuerdo contigo que de este tema no se habla nada, algo que me parece muy triste, ya que no debería ser un tema "tabú".
    Hace poco isasaweis, realizó un videoblog contando la experiencia de sus 2 abortos, os admiro mucho a las dos, hay que ser muy valiente para contarlo.
    Espero que tengas un futuro increíble lleno de sorpresas y amor ;)
    Un saludo, Ana.

    ResponderEliminar
  10. Muchísimas gracias Ana por tus palabras! Este es un tema realmente tabú y la desinformación es una de las cosas que más daño hacen cuando se pasa por un aborto. Compararme con Isasaweis!!! Hace un tiempo no me perdía ni uno de sus videos, pero reconozco que desde que empecé mi blog, no tengo tiempo, así que esta mañana he visto el video y suscribo casi todo lo que ella dice. Te agradezco de todo corazón que además de haberme leído hayas querido dejarme un comentario, no sabes lo mucho que los valoro. Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Buenos días, decirte que me siento identificada. Llevo cinco abortos. El primero con legrado, idéntico al tuyo con muchísimo dolor y pensé que me moría. Es el que llevo peor. Además aún por encima al analizarlo sale como resultado mola, con lo cual hay que hacer un seguimiento con análisis durante un año. El segundo lo expulse. El tercero también pensé que no iba adelante porque empecé a sangrar un poquito pero estuve en cama el primer trimestre y el resto del embarazo de reposo relativo y conseguí lo mejor de mi vida: mi hijo. Pensamos que al tener uno sería más fácil el segundo y quisimos intentarlo de nuevo. Otro aborto con legrado, era el tercero. El cuarto con legrado. Y el quinto tuve suerte de expulsarlo. De esto han pasado diez meses y tengo miedo de volver a intentarlo. Porque las posibilidades de un nuevo embarazo son muy pocas, a cada aborto se reducen las esperanzas. A nosotros nos han hecho miles de pruebas con resultado de que todo está bien. No encuentran nada, por lo cual me han dado el alta. Una cosa que tu no cuentas pero a mi me pasa es que yo me quedo embarazada con facilidad. Mucha suerte.

    ResponderEliminar
  12. Querida Inma, en primer lugar muchísimas gracias por tu testimonio! A veces pienso que la facilidad con que nos quedamos embarazadas es más una desventaja que una oportunidad, pero sólo lo pienso cuando me pilla de bajón! Aún así no tiro la toalla y para nuestras próximas vacaciones tenemos pensado hacer una escapada a Lourdes a ver si nos concediera otro milagrito. Pero eso lo voy a contar la semana que viene en una entrada: "El Milagro de Lourdes" Si te interesa estate atenta! Un beso enorme y sigue perseverando, que estoy segura de que pronto veremos la recompensa en forma de carita de ángel!

    ResponderEliminar
  13. Madre mia Carmen, admiro tu entereza y valor para contar esto. Seguro que sirves de apoyo a muchas mujeres. Yo por ahora no he intentado tener hijos, por lo que no he tenido que pasar por ese trance, pero me imagino en tu lugar y me parece como bien has dicho, un infierno. Disfruta de tu hijo, de tu marido, y seguid así de fuertes. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Sara por tu comentario, ojalá nadie tuviera que pasar por ello, a veces es difícil mantener la fortaleza, incluso hasta la cordura, pero afortunadamente son muy pocas esas veces, porque gracias a Dios tengo un marido que me apoya siempre y un hijo que es "mi sol y estrellas"! Un beso para ti!

      Eliminar
  14. Ains, he entrado en esete apartado porque me sorprendio el nombre y esperaba encontrarme algo en plan cachondeo tipo cinco blogs que not e habian funcionado o este. Pero no. Erees y has sido muy valiente al contarnos todo esto, a la vez que me ha dado una tristeza enorme el pensar que algun dia me pudiera ver en tu lugar. Al menos ahora tienes a tu niño que te ayudara a quitarte todas las penas. Un besazo

    ResponderEliminar
  15. jajajja Es la primera vez que me río leyendo un comentario en esta página y es que vaya ocurrencias que has tenido! Pues por desgracia eran 5 abortos de verdad y no 5 bodrios de blogs!!!jajaja No pienses que te vayas a ver algún día en mi lugar, por suerte no a todo el mundo le pasa! Disfruta la vida y el momento presente que es lo único que tenemos! Un beso grande "Pizquita de calle"

    ResponderEliminar
  16. Carmen, tu eres una mujer muy fuerte y con la ayuda de Dios esto lo vas a superar como las otras veces. Tienes un marido y un hijo maravillosos que te van a quitar todas las penas. Un beso Dioly

    ResponderEliminar
  17. Muchas gracias Tía Dioly! Afortunadamente Dios nos hace más fuertes cada vez que nos ocurre esto! Un beso!

    ResponderEliminar
  18. Jolines Carmen, menuda historia...yo tengo dos hijos, por suerte todo me ha ido bien, tanto en los dos embarazos como en los dos partos. No sabes lo que me alegra, aun sin conocerte, que hayas podido tener a tu hijo, seguro que él te llena como para afrontarlo todo con una sonrisa. Eres muy valiente. Un besazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Inma, no sé cómo ha podido pasar, pero se me había pasado este comentario por alto! Siento la tardanza en contestar! Desde luego que has tenido mucha suerte, y gracias por alegrarte, como tú dices "sin conocerme" de mi felicidad. Un beso.

      Eliminar
  19. hola Carmen!!! Que bien contada tu historia y al mismo tiempo cuanto dolor tenéis que haber pasado. Al leerlo me ha hecho pensar en vuestro hijo (y un poquito mio) y verlo de forma diferente, ahora se cuanto habéis pasado y os agradezco la confianza puesta en nosotras para cuidar y enseñar a ese tesoro que compartimos. Gracias por volver a hacerme valorar el trabajo tan maravilloso que tengo, ya que depositais en nosotras lo mas grande que nos da la vida: NUESTROS HIJOS!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las gracias te las tengo que dar a ti Rosana, no sólo por cuidar, enseñar y educar a Mi Tesoro, sino sobre todo por darle todo tu cariño y quererlo como lo quieres. Es verdad que Manolo se hace querer, pero es que Dios cuando hace los milagritos, los hace a lo grande!!! Y respecto a la historia que cuento, tengo que actualizarla, porque ya son 7 los abortos que llevo, espero tener el valor para escribirla muy pronto. Un besazo y mil gracias por ser como eres!

      Eliminar
  20. Me alegro muchísimo de que por fin consiguieras traer al mundo a tu peque y te deseo toda la suerte del mundo si os gustaría que tuviera un hermanito. Tiene que ser durísimo pasar por todo lo que habéis sufrido, he llorado leyéndote y no puedo parar...

    Muchos besitos, te sigo y te acompaño en lo que espero sea un camino a mejor.

    Mucho ánimo

    ResponderEliminar
  21. Hola Carmen, he tropezado en tu blog por casualidad y me alegro tanto...leerte me ha emocionado y creo que eres una luchadora, Muchas gracias por compartir tus sentimientos, vivencias, sabiduría costuril con todos nosotros.Ya me he unido a tu blog para no perderme nada.
    Muchas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Flory Pondy por tan bonitas palabras!!! Muchos besitos y bienvenida al blog!

      Eliminar
  22. quisiera saber a que edad fueron esos abortos pq yo tengo 36 y acabo de sufrir uno y necesito saber que hacer

    ResponderEliminar
  23. muy duro tu relato, estos dias he sabido lo que era un aborto. tengo un precioso niño pero despues de ir a buscar al segundo mas de un año ha acabado en aborto. he buscado y he encontrado tu blog. no se como quitarme esta pena tan tan grande... un beso muy fuerte desde Mallorca

    ResponderEliminar
  24. Hola yo he pasado x dos y es durisimo ha si q tu con 5 madre mia pero yo no pierdo la esperanza de tener mi estrellita conmigo nos han echo estudio y esta todo bien asiq ahora a buscar y q no vuelva a ocurrir
    Un beso muy grande para ti y tu estrellita

    ResponderEliminar

Muchas gracias por TIRAR DE LA CUERDA y añadir un comentario!